Ética Gubernamental radica querella contra Alberto Fradera y exadministradora de ADSEF

diciembre 20, 2021

La Oficina de Ética Gubernamental (OEG) presentó una querella contra el actual administrador de la Admnistración de Desarrollo Socioeconómico de la Familia (ADSEF), Alberto Fradera Vázquez y contra Surima Quiñones Suáreaz, exadministradora  de esa entidad gubernamental, Alberto Fradera.

Según indicaron los abogados de OEG, la querella se debe a la contratación de la sobrina de empleada de la agencia en violación de la Ley Orgánica de la Oficina de Ética Gubernamental de Puerto Rico.

Un poco más tarde, Fradera reaccionó.

«Sobre la querella recibida, es menester dejar claro que es la propia agencia el ente que le notifica a la Oficina de Ética Gubernamental sobre la contratación a la que hace alusión la querella. En dicha contratación inicial, la persona contratada no notificó a la agencia su relación de consanguinidad con un empleado, a pesar de que así se lo requería el contrato. Posteriormente, la OEG notificó al área de Recursos Humanos de la agencia que el asunto había sido referido a investigación para el trámite correspondiente. En medio de esta investigación notificada por la propia OEG, la agencia mantuvo el contrato basado en las recomendaciones de la división legal de la agencia para no afectar la investigación en curso», sostuvo el jefe de ADSEF.

Según Fradera, fueron varios meses sin recibir notificación o comunicación alguna por parte de la OEG, pero asegura que contestarán dicha querella «responsablemente con toda la información que tenemos disponible».

«Como consecuencia de la notificación de la querella, se ordenó la cancelación del mencionado contrato. Destacamos que los asuntos alegados en la querella corresponden a la contratación de una Oficial de Caso (“case worker”) que devengaba una compensación máxima de $1,732.50 mensuales; la contratación se dio en el 2019 como parte de la contratación de más de un centenar de trabajadores; que esta persona ni sus familiares guardan relación alguna con el Administrador; y que no existe y nunca existió interferencia alguna de algún funcionario de la agencia en esta contratación», concluyó.