Consideran homicidio la muerte de un bebé que sufrió una fractura en el cuello durante el parto

febrero 7, 2024

Por: CNN / Las Noticias

Un médico forense dio a conocer este martes la forma de la muerte de un bebé cuya madre acusó a un hospital de Georgia y a otros de decapitarlo durante el parto, calificándolo de homicidio.

La oficina del médico forense del condado de Clayton, Georgia, indicó que el bebé murió debido a una fractura en el cuello y que se le desprendió la cabeza, según un comunicado de prensa compartido con CNN.

La mujer de 20 años, Jessica Ross, presentó una demanda en agosto alegando que el Centro Médico Regional Sur intentó ocultar la forma de muerte del bebé, Treveon Isaiah Taylor Jr., a ella y a su novio, Trevon Isaiah Taylor. Sr., junto con toda la familia.

La oficina del médico forense dijo que el bebé de Ross murió por “fractura-dislocación con sección completa, columna cervical superior (C1-C2) y médula espinal”, debido a “distocia de hombros, detención del parto y atrapamiento fetal en el canal del parto”, según el comunicado de prensa.

El médico forense dijo que la diabetes inducida por el embarazo y la rotura prematura de membranas también fueron condiciones importantes que contribuyeron a la muerte de Taylor.

El centro médico está en Riverdale, a unos 20 kilómetros al sur del centro de Atlanta. El bebé, que lleva el nombre de su padre, nació tras cumplir los nueves meses de gestación, según el abogado de la familia.

Ross tuvo el parto el 9 de julio y su médico intentó dar a luz al bebé utilizando varios métodos, incluida “aplicar tracción a la cabeza del bebé”, dice la demanda.

Durante el intento de parto, “el bebé no descendió adecuadamente debido a la distocia de hombros”, una condición en la que los hombros del bebé quedan atrapados en el canal vaginal, expone la demanda.

Ross dice que el médico aplicó tracción excesiva “groseramente” y “negligentemente” en la cabeza y el cuello de su bebé, sostiene la denuncia. El médico también está acusado de no realizar una cesárea “de manera oportuna y adecuada”, lo que resultó en la decapitación y muerte del bebé, según la demanda. La cesárea se completó alrededor de las 3 a.m. del 10 de julio, según el documento.

En una declaración emitida a CNN después del anuncio del médico forense, un portavoz del Southern Regional Medical Center dijo: «Debido al litigio actual, no podemos hacer comentarios».

En agosto, después de que Ross presentó la demanda, el hospital indicó en un comunicado que “niega las acusaciones en la denuncia que hacen referencia al hospital”.

El portavoz de la familia dijo que cuando Ross y Taylor “exigieron ver y sostener a su bebé, el personal del hospital les dijo que no se les permitía tocar ni sostener a su hijo”.

«Nuestros más sinceros pensamientos y oraciones están con la familia y todos los afectados por este trágico evento”, se lee en el comunicado del centro médico. “Nuestras oraciones también permanecen con el dedicado equipo de médicos, enfermeras y personal del Southern Regional Medical Center que atendieron a este paciente. Nuestro compromiso es brindar atención compasiva y de calidad a cada paciente, y esta pérdida es desgarradora”.

Los trabajadores sólo permitieron a la pareja ver el cuerpo de su hijo muerto, dijo el portavoz de la familia.

“Durante esta visita, su bebé estaba envuelto firmemente en una manta con la cabeza apoyada sobre su cuerpo de una manera tal que quienes lo vieron no pudieron identificar que había sido decapitado”, dice el comunicado.

“Nunca antes había presenciado algo así. Nadie en nuestra oficina ha visto algo como esto. Todas las personas a las que hemos consultado nunca antes habían visto una situación como esta”, dijo a CNN este martes el director del Departamento de medicina forense del condado de Clayton, Brian Byars. «Me parece muy inusual que el hospital no se haya comunicado con nuestra oficina debido a la cantidad de trauma involucrado en este incidente».

El caso aún está bajo investigación por el Departamento de Policía del condado de Clayton y podría ser remitido a la oficina del Fiscal de Distrito, según el comunicado.

Otras informaciones: